Recomendaciones de la OMIC para las rabajas
El Ayuntamiento de Alhama, a través de su Oficina Municipal de Información al Consumidor, publica una serie de recomendaciones que pueden ser de gran ayuda para la ciudadanía de cara al próximo período de rebajas, así como los derechos a los que se pueden acoger a la hora de adquirir los productos rebajados




* La temporada de rebajas comienza el 7 de enero y finaliza el segundo sábado del mes de marzo.
* Los artículos rebajados deben tener la misma calidad pero a un precio inferior al habitual.
* El precio rebajado ha de constar junto al precio anterior, tanto en el escaparate como en el interior.
* En un mismo comercio, pueden existir artículos rebajados juntamente con otros a su precio habitual, debiendo estar debidamente diferenciados.
* Cuando las rebajas no comprendan, al menos, la mitad de los artículos puestos a la venta, la práctica de la promoción no se podrá anunciar como medida general, sino referida exclusivamente a los artículos o sectores a los que realmente afecte.


* Los productos han debido estar a la venta con anterioridad, durante el plazo mínimo de un mes y los comerciantes no los pueden adquirir expresamente para su venta en rebajas.
* Es recomendable hacer una lista de los artículos que nos hacen falta y el presupuesto disponible.
* Como siempre, es importante comparar precios en distintos establecimientos. Un comercio que no anuncia rebajas puede tener un producto más barato que otro que si las publicita.
* El producto rebajado debe tener la misma calidad y garantía, sin taras ni defectos. Una precaución obligada para evitar problemas posteriores es examinar bien el objeto de la compra antes de pagarlo. Queda prohibido ofertar, como rebajados, artículos deteriorados. En este caso estaríamos ante una venta de saldos.
* Si un establecimiento admite habitualmente tarjetas de crédito también lo ha de hacer en rebajas.
* Es importante leer las etiquetas, las instrucciones de uso, las características del producto, etc. Esta información ha de estar, al menos, en castellano.
* La publicidad es vinculante y podemos exigir su cumplimiento. En el caso de que se sea necesario presentar una reclamación es fundamental adjuntar el catálogo comercial, el folleto publicitario, las instrucciones, etc.
* La factura o el ticket, con la referencia concreta del artículo comprado, es el justificante imprescindible para exigir nuestros derechos.
* Los establecimientos comerciales no están obligados a admitir cambios o devoluciones de productos en perfecto estado, salvo que lo indiquen expresamente.
* Los establecimientos adheridos al Sistema Arbitral del Consumo, fáciles de reconocer por el logotipo que exhiben, son los más aconsejables para efectuar las compras. La adscripción del comerciante a este sistema de arbitraje garantiza al consumidor una solución rápida y gratuita ante cualquier problema o diferencias que pudieran plantearse.
* Como consejo fundamental "las compras se deben realizar con tranquilidad y sin prisas".


SI TIENES ALGÚN PROBLEMA PUEDES ACUDIR A LA OMIC DEL AYUNTAMIENTO


Enviado por Administrador el 05 01 2012 - 10:10:33modo impresión
Políticas de uso
Todas las marcas están registradas © a sus respectivos propietarios, y todo el contenido está soportado bajo el portal de contenidos © e107.
e107 es © e107.org 2002-2005 y ha sido distribuído bajo Licencia GNU GPL.